4/13/2016

Por Frísol -Colectivo Agrario Abya Yala




Haces falta y hace falta 

Ay Eduardo… ¿Por qué ahora?
No harán falta tus letras,
nos dejaste muchas,
tal vez demasiadas,
con un par de ellas hubiera bastado.

Harás falta tú,
la presencia polémica,
el hablar pausado y grave,
la sonrisa cómplice, la tuya y la nuestra
que siempre se anticipó y se anticipará
a los remates irónicos o paradójicos.

Te fuiste un otoño,
no del Norte sino del Sur, tu Sur
y fuiste una hoja más que cumplió su ciclo,
que cayó para dejarse arrastrar por el viento,
para unirse con otras en un espectáculo
que aunque nostálgico es maravilloso;
la poesía te despide.

Los árboles han quedado desnudos,
pero "la muerte es mentira" ¿Te acuerdas?
nuevas hojas naceremos y seremos
hojas que nunca quedarán en blanco,
hojas que serán color y llevarán historias.

Latinoamérica esá dando un rollo
para no estar más "patas arriba",
y ase los pies a la tierra
y esos pies van descalzos
para sentirla, para untarse, para ennegrecerse,
no soporta más botas, ni zapatos de frac.

La escuela del miedo se queda sin alumbos ¿lo creerías?
y días atrás, cuando el mundo aún te respiraba
Evo, Rafael, Cristina, Nicolás, hablaron por el Sur
y no nos digamos mentiras, hace falta
pero en sus bocas estuvo Abya Yala,
estuvieron tu voz y las nuestras.

No lo creerás, pero supe de tu muerte por la televisión
y si crees eso, no creerás que dijeron "se fue uno de los nuestros"
y no lo anunciaron medios pusilánimes.
Lo peor es que lo creerás,
lo peor es que siempre lo creíste,
por eso nos harás falta
porque a ratos nos hace falta creer.

Hasta siempre maestro.

Bakatá, 13 de abril de 2015

Eduardo Galeano 
Montevideo. 3 de septiembre de 1940 - 13 de abril de 2015

En contexto